La tasa de ganancia de EEUU antes del COVID

La tasa de ganancia de EEUU antes del COVID

Cada año, analizo la cuantificación de la tasa de ganancia de EEUU. Los datos oficiales de EEUU ya están disponibles y permiten actualizarla para 2019.

Hay muchas formas de medir la tasa de ganancia (consulte http://pinguet.free.fr/basu2012.pdf ). Tengo una forma de hacerlo y pueden verificar y replicar mis resultados consultando el excelente manual que explica mi método, compilado amablemente por Anders Axelsson de Suecia.

Los lectores de mi blog y de mis artículos saben que prefiero medir la tasa de ganancia a partir de la plusvalía total en una economía en relación con el capital privado total empleado en la producción. Esta es la fórmula más cercana posible a la fórmula original de Marx de s / C + v. Así que obtengo lo que llamo una cuantificación de la «economía total»; basada en el ingreso nacional total (menos depreciación) para la plusvalía; los activos fijos privados netos no residenciales para el capital constante; y agregando la compensación a los empleados para el capital variable. Esto es lo que podría llamarse una tasa de ganancia general o bruta. La tasa de ganancia será menor si miramos solo al sector corporativo, o al sector corporativo no financiero; antes o después de impuestos, etc.

La mayoría de las fórmulas de cálculo marxistas excluyen cualquier cuantificación del capital variable sobre la base de que la «compensación a los empleados» (salarios más beneficios) no es un stock de capital invertido sino un flujo de capital circulante. Y no se puede medir fácilmente a partir de los datos disponibles. No estoy de acuerdo en que esto sea una restricción; y G. Carchedi y yo hemos escrito un trabajo inédito sobre este punto.

Aun así, dado que el valor del capital fijo constante en comparación con el capital variable es de cinco a ocho veces mayor (dependiendo de si se usa una medición del coste histórica o actual), la adición de una medición del capital variable en relación al denominador no cambia la tendencia o los puntos de inflexión en la tasa de beneficio de manera significativa (aunque cambia el nivel absoluto). Esto también se aplica al resto del capital circulante, es decir a los inventarios (el stock de bienes intermedios y sin terminar), o al ‘capital en uso’. Deberían y podrían añadirse como capital circulante al denominador de la tasa de beneficio; pero no lo he hecho porque los resultados serían un poco diferentes.

Por el contrario, Brian Green ha realizado un trabajo importante de medición del capital circulante y su tasa de rotación para la economía estadounidense con el fin de incorporarlo a la cuantificación de la tasa de ganancia. Considera que esto es vital para establecer la tasa de ganancia adecuada y también como un indicador de posibles recesiones. Puede considerarse la utilidad del trabajo de Green en su sitio web. Todo lo que diría es que agregar el capital circulante a los activos fijos en el denominador de la tasa de ganancia no afecta realmente el resultado final cuando se cuantifica la tasa de ganancia de EEUU.

En cualquier caso, mi fórmula de medir ‘toda la economía’ para la tasa de ganancia de EEUU desde 1946 hasta 2019 se ve así.

En este gráfico he incluido mediciones basadas en costes históricos (HC) y actuales (CC) para comparar. Para obtener una explicación de por qué incluyo ambos, consulte mis artículos anteriores y mi libro, The Long Depression (el apéndice).

Las dos cuantificaciones difieren particularmente en la década de 1960 y de 1990. La diferencia se debe a la inflación. Si la inflación es alta, como lo fue entre los años sesenta y finales de los ochenta, entonces la divergencia entre las fórmulas de medición con HC y CC es mayor. Cuando la inflación cae, la diferencia entre las dos fórmulas con HC y CC se reduce. De 1965 a 1982, la tasa de ganancia estadounidense cayó un 20% con la fórmula HC, pero un 35% con la CC. De 1982 a 1997, la tasa de ganancia de Estados Unidos aumentó sólo un 9% en la fórmula con HC, pero aumentó un 29% con CC. Pero durante todo el período de posguerra hasta 2019, hubo una caída secular de la tasa de ganancia de EEUU. ¡En la fórmula con HC del 31% y con CC del 31%!

De cualquier manera, los datos confirman la explicación de Marx de las tendencias en la rentabilidad. Según Marx, los cambios en la rentabilidad dependen del movimiento relativo de dos categorías marxistas en el proceso de acumulación: la composición orgánica del capital (C / v) y la tasa de plusvalía (explotación) (s / v).

Desde 1946, ha habido un aumento secular en la composición orgánica del capital (medida de HC) del 60%, mientras que el principal ‘factor contrarrestante’ en la ley de Marx de la tendencia descendente de la tasa de ganancia, la tasa de plusvalía, en realidad ha caído más del 10%. Entonces, la tasa de ganancia cayó un 31%. Por el contrario, en el período denominado ‘neoliberal’ de 1982 a 1997, la tasa de plusvalía aumentó un 16%, más que la composición orgánica del capital (11%), por lo que la tasa de ganancia aumentó un 9%. Desde 1997, la tasa de ganancia de Estados Unidos ha caído alrededor del 6%, porque la composición orgánica del capital ha aumentado casi un 17%; superando el aumento de la tasa de plusvalía (3%).

Uno de los resultados implícitos de los datos es que cada recesión económica en EEUU ha sido precedida por una caída en la tasa de ganancia; y luego por una caída en la masa de ganancias. Esto es lo que cabría esperar cíclicamente de la ley de rentabilidad de Marx.

He argumentado que la rentabilidad del capital es clave para analizar si la economía capitalista está en un estado saludable o no. Si la rentabilidad cae de manera persistente, eventualmente la masa de ganancias comenzará a caer y eso desencadena un colapso de la inversión y una crisis.

En 2019, según mi fórmula de cuantificar, la rentabilidad general de EEUU cayó ligeramente en comparación con 2018. La rentabilidad en 2019 está ahora entre un 5 y un 9% por debajo del pico posterior a la Gran Recesión de 2014; y un 10% por debajo del pico anterior a la Gran Recesión de 2006. Además, la masa de ganancias cayó un 3% en 2019. De hecho, el período de 2014 a 2019 es ya el período de contracción más largo en la rentabilidad en EEUU desde 1946. Eso sugiere que la economía de EEUU ya evolucionaba hacia una depresión en 2020 antes de que la pandemia de COVID se extendiera.

En septiembre de 2020 sabemos ya que todas las principales economías del mundo (con la excepción de China) sufrirán la mayor contracción de posguerra del PIB real en 2020. ¿Pero cómo afectará eso a la tasa de ganancia en 2020? Suponiendo una caída del 7% en el PIB real de EEUU, calculo que podemos esperar una caída del 25% en la tasa de ganancia. En mi primer gráfico incluyo esa predicción en mi pronóstico para 2020. Si es correcta, la tasa de ganancia de EEUU alcanzará un nuevo mínimo de posguerra en 2020.

Es así cuantificando la economía en su conjunto. Si consideramos el sector corporativo no financiero, un proxy del sector productivo de la economía, entonces la tasa de ganancia podría caer hasta un 3%, según los datos de la Reserva Federal; el nivel más bajo desde que existen los registros de la Fed.

Michael Roberts – Sinpermiso / OVRE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *