PROCESOS DE INDUSTRIALIZACIÓN Y SUS DETERMINANTES por Econ. OSCAR VILORIA H.

PROCESOS DE INDUSTRIALIZACIÓN Y SUS DETERMINANTES por Econ. OSCAR VILORIA H.

Básicamente, la deuda social acumulada durante décadas ha obligado al Estado venezolano durante los últimos años a resolver dos problemas o trazarse dos objetivos, de muy compleja solución simultánea: el desarrollo social y el crecimiento económico.

Económica, financiera y comercialmente, extrayendo de las experiencias históricas de otros países, el alcance simultáneo de ambos objetivos, o si se quiere, el tránsito y convergencia hacia ambos estadios de bienestar para una Nación, exige de niveles significativos de inversión extranjera directa capaces de crear la plataforma productiva necesaria para atender las necesidades internas, intermedias y finales, y al mismo tiempo penetrar los mercados externos con producción nacional. Siendo esto una condición necesaria que se aleja o es extraña a cualquier idea, propuesta, o intención de promover inversiones o empresas mixtas, cuya capacidad productiva logra apenas cubrir un porcentaje menor del mercado interno.

Es decir, el crecimiento económico, entendido como la capacidad que las economías tienen para mantener el ritmo de crecimiento a largo plazo, requiere de asociaciones estratégicas o empresas de capital mixto con capacidad exportadora. Siendo éste, en efecto, uno de los principales determinantes en los procesos de industrialización: el tamaño de mercado.

Héctor Soza Valderrama, señala entre los determinantes fundamentales de los procesos de industrialización: el nivel de ingresotamaño del mercadodistribución del ingresodisponibilidad de recursos naturalesla política comercialpolítica industrial y el grado de urbanización, entre otros.

  • Con relación al nivel de ingreso, en el mundo se observan países con un similar nivel de ingreso y diferentes grados de industrialización; países con un alto nivel de ingreso y menor grado de industrialización; y países con un bajo o menor nivel de ingreso y mayor grado de industrialización.
  • El tamaño del mercado se vincula a los procesos de industrialización debido a la existencia de economías de escala en el sector de las manufacturas.
  • La distribución del ingreso incide tanto en la estructura de la demanda, como por el lado de la oferta, dada la relación entre la distribución factorial del ingreso (salarios, beneficios y rentas) y la propensión al ahorro tanto de los trabajadores como de los propietarios del capital, como condicionantes materiales fundamentales para el financiamiento interno de la inversión en capital fijo que exigen los procesos de industrialización.
  • Los recursos naturales son fundamentales, tanto como factor económico dentro de la función de producción de un país, como por las materias primas que de ellos se extraen, y que, por consiguiente, representan el bien intermedio que se extrae del medio o recurso natural, y para lo cual también son necesarias cuantiosas inversiones. Para el caso de la economía venezolana, la producción primaria, suficiente y oportuna, de todos los minerales ferrosos y no ferrosos, productos agrícolas, petróleo, gas natural, y todo lo proveniente de la tierra, son fundamentales para materializar un proceso de industrialización, que alcance a cubrir en una primera etapa, la sustitución de importaciones de los bienes de consumo final y e intermedios, considerados esenciales.
  • La política comercial entra en los linderos convencionales de impulso o promoción de las exportaciones no tradicionales, y su efecto en los niveles de la producción primaria y la producción industrial manufacturera, en términos de eficiencia, competitividad, sin riesgos de retaliación por protecciones arancelarias no consensuadas. De ahí, la importancia de los acuerdos comerciales regionales y sub-regionales.
  • La Política Industrial se define convencionalmente como la acción o acciones deliberadas de desarrollo industrial por parte del Estado, capaces de inducir los cambios necesarios en los índices de industrialización; y que resultan imposibles o difíciles de determinar u obtenerse espontáneamente por las fuerzas del mercado, más aún en presencia de distorsiones denominadas estructurales que se han acumulado durante largos períodos de tiempo.
  • El grado de urbanización o urbanismo se traduce en un factor determinante, en razón de que el mismo constituye una fuente fundamental de los cambios en la estructura de la demanda de las áreas rurales y urbanas. El crecimiento de la población urbana como consecuencia de éxodo rural no planificado, es decir en ausencia de un desarrollo industrial, se traduce en el agravante que exige celeridad en la formulación e instrumentación de las políticas industriales, tal que, se pueda dar respuesta oportuna a los cambios dinámicos en las necesidades de la población.

Luego, son múltiples los factores que están presentes antes y durante los procesos de industrialización. Algunos se pueden considerar como determinantes primarios o fundamentales. No obstante, la mayoría se presenta como resultado de la retroalimentación de los factores mencionados, convirtiéndolos en un fenómeno que sobre-determina, con efectos más que proporcionales, tanto positivos como negativos, las fuentes y los límites que condicionan los procesos de industrialización y sus resultados esperados.

Econ. OSCAR VILORIA H.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *